Pablo Rubio » abril 8, 2017

Daily Archives: abril 8, 2017

Yoga para limpiar intestinos

 

Las posturas del Yoga, nos aportan infinidad de beneficios para nuestra salud, nos permite concentrarnos, relajarnos, nos quita el estrés, activa nuestro metabolismo, mejora la circulación, reduce el colesterol, fortalece nuestro cuerpo, expresa emociones, canaliza energías, favorece a todos nuestros sistemas, facilita limpiar nuestros órganos. En esta ocasión, el Profesor de Yoga, Pablo Rubio, nos enseña posturas para limpiar nuestros intestinos.

La Pinza:

En esta oportunidad, debemos referirnos a la variante “pinza sentada”, se utiliza mucho esta postura debido a que se produce un estiramiento total del cuerpo, estimula los órganos, alivia dolores de cabeza, mejora la digestión y elimina el estrés. Para realizarla debemos colocar nuestra colchoneta sobre el suelo, nos sentamos sobre ella, con la espalda recta, los brazos relajados pegados a nuestro torso, las piernas estiradas pero juntas. Luego, inhalamos, estiramos los brazos hacia arriba, hacemos lo mismo con los dedos de los pies, sostenemos la respiración, luego, exhalamos, relajamos brazos y dedos del pie. Después, volvemos a inhalar, pero esta vez, iremos llevando nuestro torso hacia delante, intentando bajar hasta que nuestros dedos de la mano puedan llegar a agarrarse de la planta de nuestros pies, exhalamos, mantenemos la posición, pero intentando bajar cada vez más con cada respiración, hasta que nuestra cabeza pueda llegar a apoyarse sobre las rodillas, y relajando los codos sobre el piso. Podemos mantener esta asana por 40 segundos, y volver a repetir 4 veces.

Uttanasana:

Es una asana práctica y de baja complejidad, se la suele utilizar para mejorar la digestión, se la conoce como “pinza de pie”. Para realizarla, debemos colocar una colchoneta o lona sobre el suelo, nos sentamos con las piernas estiradas hacia adelante, columna recta los brazos relajados, inhalamos y exhalamos. Luego, nos paramos e iremos inclinando nuestra columna hacia delante de manera leve, siempre tratando que nuestra espalda esté derecha y miraremos hacia el frente. Después, inhalamos, inclinándonos más hacia delante, siempre con las piernas estiradas sin flexionarlas, la cabeza junto con el cuello deben mirar lo más abajo posible y luego, apoyamos nuestras manos en el piso, a continuación, nos agarramos con los brazos la parte interna de cada pierna. Mantenemos esta postura por 20 segundos, y lentamente, volvemos a la posición original.

Published by: