Beneficios del Yoga para bebés

Comment

Beneficios
Pablo Rubio: Beneficios del Yoga para los bebés por Pablo Rubio

Así como hay muchas mujeres que deciden preparar su embarazo practicando el yoga, debido a que esta disciplina nos otorga saberes en cuanto a la respiración, relajación algo que toda madre quisiera aprender previo al parto, también vemos que esta técnica también se puede practicar con niños recién nacidos. El Profesor de Yoga, Pablo Rubio, nos cuenta sobre los beneficios que tiene la práctica del yoga con bebés.

El yoga para bebés es una manera de que las madres y/o padres puedan practicar yoga con sus bebés. En las clases de yoga para bebés se practican asanas, que abarcan las posturas y pranayamas, recordemos que abarca la respiración, para el adulto, por un lado, y para el recién nacido, por otro. De igual forma, se practican de manera grupal junto con el bebé técnicas de meditación.

Se recomienda que padres y/o madres asistan a las clases de yoga con sus bebés cuando mínimamente tienen dos meses de nacidos. Otra variante señala Pablo Rubio, consiste en  practicar yoga en nuestra casa con el bebé ni bien nace, realizando posturas y meditaciones con el bebé. Sin embargo, se recomienda previamente haber asistido a alguna clase o sesión de yoga para bebés de 0 a 90 días de nacidos.

En el caso de aquellos bebés que sean mayores a tres meses pero menores al año de edad, siempre es el adulto el que va a manejar el cuerpo del bebé con cuidado, debido que el bebé por sí mismo no podrá realizar los movimientos pero a medida que el bebé vaya creciendo tendrá un rol más activo en las sesiones de yoga.

Pablo Rubio indica que, en la mayoría de los centros de yoga, o institutos de yoga las sesiones se orientan a niños mayores a los 2 años y medio. Entre los beneficios que podemos encontrar, además de afianzar el vínculo con los padres y el recién nacido, el yoga favorece el sistema psicomotor del bebé, los padres junto al bebé aprenden técnicas de relajación que luego el niño asimila cuando estén en sus casas, fortalecerá sus huesos, le otorgará coordinación y conciencia sobre sus cuerpos; a los padres les ayudará como un método de crianza, permite que aprendan a relajarse y saber manejar situaciones como cuando el bebé llora o está enfermo, a la madre le facilitará poder seguir practicando el yoga, si lo hacía previamente al parto.

 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *